Hacia la descarbonización del hormigón preparado en España y Europa

Desde que la Asociación Nacional Española de Fabricantes de Hormigón Preparado (ANEFHOP) se constituyera hace ya más de 50 años, se ha mantenido como un agente clave en la construcción, y en el sector de los materiales, representando los intereses de sus empresas fabricantes de hormigón preparado que, actualmente, recoge cerca del 80% de la industria. Así, en su medio siglo de vida, ha visto cómo el mercado ha evolucionado de la mano de la economía y desarrollo del país, experimentando épocas de mayor desarrollo y sufriendo, también, los efectos de grandes crisis financieras, sanitarias y conflictos globales.

En este contexto dinámico, ANEFHOP desempeña un papel clave en la definición del rumbo de la industria, pues dedica gran parte de sus esfuerzos a la promoción, divulgación y fomento de la sostenibilidad industrial del hormigón preparado, enfocándose tanto ante las administraciones generales del Estado como en las instituciones locales y regionales. Asimismo, trabajamos por asesorar técnica y jurídicamente a nuestras empresas asociadas y adheridas ante consultas generales, incidencias, siniestros derivados del suministro de hormigón o sobre la entrada en vigor de nuevas normativas que afectan directa, o indirectamente, a nuestra actividad.

Y sobre nuevas normativas ha girado gran parte de nuestra actividad desde hace unos años. Primero fue la entrada en vigor del Real Decreto 163/2019 por el que se aprueba la Instrucción Técnica para la realización del control de producción de los hormigones fabricados en central, establece el control de producción obligatorio para todos los fabricantes de hormigón. Más tarde, el nuevo Código Estructural que afecta al diseño y ejecución de estructuras de hormigón. Desde ANEFHOP, hemos trabajado por la difusión de estas normas y los cambios que introducen con jornadas técnicas formativas por los distintos colegios profesionales en las diferentes regiones de España. Labor divulgativa que hemos llevado de la misma manera a despachos en numerosos Ayuntamientos, Gobiernos Regionales y Ministerios para su control y sanción en caso de no aplicación.

Enmarcada dentro de la misión de ANEFHOP por fomentar un desarrollo sostenible de su industria, la Asociación no pierde de vista sus objetivos en cuanto a prevención de riesgos laborales, poniendo el foco en la seguridad de los trabajadores y desarrollando políticas para ello; y de calidad en la gestión, elaborando una metodología para la implantación de Sistemas de Gestión de la Calidad adaptados a nuestro sector. Siempre con el gran objetivo presente: ayudar a establecer directrices claras a la hora de mejorar la gestión de nuestras empresas.

En términos de sostenibilidad, el desafío más apremiante que tenemos entre manos es el cuidado e impulso de un producto cada vez más verde. Guiados por Europa y los Objetivos de Desarrollo Sostenible, una de las principales líneas estratégicas de los próximos años se encamina a reducir la huella de carbono del hormigón. Y la apuesta es clara: el sector reducirá un 40% las emisiones de CO₂ a causa del hormigón para 2030.

ANEFHOP ha liderado iniciativas para abordar estos desafíos, incluida la adaptación a nuevas regulaciones, la digitalización y la promoción de la sostenibilidad. Su compromiso con la reducción de emisiones de CO₂ se ve reflejado en el desarrollo de la Declaración Ambiental de Producto sectorial, donde más de 500 centrales productoras se han comprometido a medir y reducir su impacto ambiental.

Las perspectivas para el sector del hormigón preparado en España en 2024 son retadoras, pero prometedoras. La presión de los consumidores y regulaciones más estrictas impulsará la adopción de prácticas sostenibles. La transformación digital continuará siendo clave, y la colaboración en toda la cadena de suministro será esencial para superar los desafíos comunes.

Carlos Peraita, director general de ANEFHOP

 

Este artículo de opinión ha sido publicado en la edición de diciembre de la revista Negocio y Construcción.